Recuerdo vivamente una interesante conversación mantenida con el bueno de Fede de Yggdrasil durante las pasadas jornadas en Sevilla. Fue muy agradable atender sus recomendaciones, consejos y sugerencias, que los miembros de la Marca destacados al evento escuchamos con mucha atención. Y no podía ser de otra manera, pues personas como Fede son el verdadero motor, ¡el corazón de la afición!. Debemos mucho a gente como él, y a todos sus compañeros de asociación, buenos chicos y chicas donde los haya. En fin, sin entrar en más detalles de aquella conversación, en la que nos abrió los ojos, en un momento dado le dije: “Fede, ¿sabes lo que me gustaría hacer? Pues llevar un Terminator… u otro bicho a escala 1:1 y plantarlo cerca de donde vayamos a estar para llamar la atención del respetable”. El bueno de Fede, como hombre sensato que es, me miró con cara de incredulidad, dibujando media sonrisa en su cara, para apurar su cigarrillo y seguir hablando de otra cosa. Pero no se crean, esa idea alocada se instaló en mi cabeza, y una vez en casa, empecé a buscar y buscar… hasta que, unos días después, encontré lo que andaba buscando, por una mera casualidad. ¡Ya teníamos nuestro bicho!, ¡y qué bicho!… mucho mejor que un Terminator… un auténtico Uruk Hai de El Señor de los Anillos, una bestia de 2,52 metros de envergadura y 170 kilogramos de peso, fabricado en Alemania en tirada reducidísima. Fue verlo y empezar a negociar… en 24 horas lo habíamos apalabrado, comprado… y un día después pagado. En este momento debe estar camino de España.

Pues eso, sin más preámbulos les presento al nuevo miembro de la Marca del Este, que nos acompañará a las jornadas que vayamos, siempre que la infraestructura precisa esté presente y se den las posibilidades logísticas adecuadas. Aquí tienen unas fotos del modelo adquirido por la Marca. Ah, no se preocupen, una vez llegue a casa, fotografiaremos todo el proceso de desembalado, montaje y presentación en público.

¡El Uruk Hai de la Marca del Este!, ¡nuestro orco!.





Share This