La noticia corre como la pólvora por la Red y nos hacemos eco de ella por la polémica suscitada en torno a un desafortunado comentario que por lo visto ha sido descontextualizado y ha originado un follón considerable. La cosa es que Frog God Games, que es como ahora se llama la mítica editora Necromancer Games, que tan buenos producto publicara para D&D 3.5, ha llegado a un acuerdo para publicar una nueva versión completa del conocido retro Swords & Wizardry de Matt Finch, publicado anteriormente con el sello de Mythmere Games. El anuncio oficial se puede leer aquí. Por lo visto Frog God Games está trabajando también en el desarrollo de aventuras de calidad para Pathfinder, y fue en un comentario alusivo a la línea de Pathfinder donde se originó la controversia. Pues en un párrafo de la nota de prensa del responsable máximo de Frog/Necromancer se podía leer esta perla:

“We are not the guys who are going to offer bargain basement junk for a quick buck. We won’t sell you hand drawn maps and clip art laid out by amateurs and posted up on Lulu.com as a cheap book that you look at and discard”.

Traducido grosso modo viene a decir que Frog God no estaba dispuesto a editar productos de aspecto amateur, con arte cutre, hecho en el garage de casa y mapas a mano que cualquiera luego puede vender en Lulu por cuatro perras gordas. Imaginarán el lío que se ha montado, pues el propio movimiento que ha inspirado la SRD y ha permitido lo que ha venido a llamarse el old school renaissance se originó precisamente de esta forma, con muchas ganas y pocos medios. Y aunque por lo visto el mensaje se refería a la línea de Pathfinder de Frog God, las palabras de Bill Webb han levantado ampollas y muchos blogs old school se han hecho eco de las mismas con el consiguiente revuelo.

Aquí les dejo el pantallazo que recoge el comentario de marras, que no sé si ha sido editado, y algunos blogs que hablan sobre el asunto:

Pueden leer comentarios sobre este asunto aquí, aquí, aquí y aquí… y seguro que muchos más se harán eco de este tema más pronto que tarde.

En fin, la polémica está servida. ¿Qué piensan ustedes?.

Share This